Mar de dudas


Tropieza mi figura en el atardecer,

rompen las olas de mis miedos

en mi conciencia,

mientras las dudas

golpean mi realidad y me atormentan.

Mar de dudas me embarga,

mientras camino

acompañado de mi nobleza

como único estandarte.

Y es que cada vez

necesito menos

de lo que el mundo

tiene para ofrecerme

y más deseo

lo que no me puede dar.

1 comentario:

  1. Hola!! me pase por aqui para saludarte y para disfrutar tambien de una buena lectura.
    te envio un abrazo grandote.

    ResponderEliminar

Dignidad

Cuando se pierde la dignidad, se pierde todo. Es como dejar caer un jarro de porcelana y ver como se quiebra en mil pedazos, así me sentí, ...